AMARC Europa

Sin título-1

DECLARACIÓN DE MONTPELLIER

MONTPELLIER, FRANCIA, 18 de mayo 2013

Cerca de 100 representantes de medios comunitarios de más de 25 países de Europa, reunidos en Montpellier, Francia, en el marco de la Tercera paneuropea Asamblea General de AMARC Europa para celebrar el transversal y enfoque inclusivo de las radios comunitarias a todos los niveles.

Considerando:

- La Carta Europea de las Radios Comunitarias, adoptada en la conferencia de fundación de AMARC-Europa en Eslovenia en 1994

-La Resolución del Parlamento Europeo de 25 de septiembre de 2008 que pidió a los Estados miembros que apoyen más activamente los medios comunitarios para garantizar el pluralismo informativo

-La Declaración del Comité de Ministros del Consejo de Europa sobre el papel de los medios comunitarios en la promoción de la cohesión social y el diálogo intercultural del 11 de febrero de 2009 que "reconoce los medios comunitarios como un sector de los medios de comunicación distintos, además de un servicio público y los medios comerciales privados y A este respecto, pone de relieve la necesidad de examinar la cuestión de cómo adaptar los marcos jurídicos que permitan el reconocimiento y el desarrollo de los medios comunitarios y el correcto desempeño de sus funciones sociales ".

-El OSCE Dimensión Humana Seminario Libertad de los Medios de Régimen Jurídico de 14 de mayo de 2013, que pone de relieve la necesidad de reconocimiento de los tres sectores de la comunicación.

-El Documento 40 Principios para garantizar la diversidad y el pluralismo en la radiodifusión y Servicios de Comunicación Audiovisual, aprobada por AMARC en 2010, que establece los marcos económicos y políticos para el establecimiento de la radio comunitaria independiente y sostenible.

En vista de:

Que cinco años después de la resolución del Parlamento Europeo que la situación ha empeorado. La negligencia y / o los intereses partidistas de los gobiernos han permitido que la apropiación de las nuevas tecnologías por parte de los intereses comerciales, lo que ha provocado la concentración de medios y ha limitado la presencia de los medios de comunicación sin fines de lucro. Por otra parte, el exceso de regulación ha provocado el cierre de las radios comunitarias en Europa.

En Asturias, una región en el norte de España, las radios comunitarias han sido amenazan con multas de hasta 500.000 euros.

Expresando concern that national governments in their actions do not respect international standards on freedom of expression and pluralism despite the great progress at European institutional level and the recognition of the role and value of community media in the expression of pluralism and social diversity in the media sphere,

Llamar a la solidaridad entre los medios de comunicación de la comunidad local, nacional e internacional para resistir los cierres de, las amenazas y la discriminación contra el Tercer Sector. También hacemos un llamamiento para la adopción de la Carta Europea de AMARC a las radios comunitarias por todos nuestros miembros.

Solicitando:

1. Los Estados europeos para cumplir las recomendaciones y resoluciones de las instituciones europeas e internacionales sobre la radiodifusión comunitaria.

2. Garantizar el acceso de los medios de comunicación comunitarios a todas las plataformas de difusión disponibles, por lo que el cambio de la tecnología analógica a la tecnología digital se convierte en una oportunidad para que más pluralismo de los medios en lugar de una mayor concentración de medios.

3. Que los organismos europeos reconocen que la cultura y la innovación tecnológica es un bien público y su distribución no deberían limitarse por intereses comerciales.

4. Garantizar la existencia de organismos reguladores independientes.

5. Establecer mecanismos de consulta entre los medios comunitarios, los responsables políticos y los reguladores para facilitar la participación de las organizaciones del tercer sector en el desarrollo de políticas y regulaciones justas.

6. Respetar y apoyar la diversidad cultural y lingüística de la comunidad, libre y medios asociativos.

Sin título-1

DECLARATION DE MONTPELLIER,
FRANCIA, 18 de mayo 2013

Cerca de 100 representantes de los medios de comunicación voluntario y comunitario en más de 25 países europeos se reunieron en Montpellier, Francia, en el marco de la tercera Asamblea General de Pan AMARC Europa para celebrar el enfoque transversal y radios completos asociativas en todos los niveles.

En Mientras:

• La Carta Europea de las Radios Comunitarias, adoptada en la conferencia de fundación de AMARC Europa en Eslovenia en 1994

• La resolución del Parlamento Europeo de 25 de septiembre de 2008, que pidió a los Estados miembros que apoyen más activamente los medios comunitarios para garantizar el pluralismo informativo

• Declaración del Comité de Ministros del Consejo de Europa sobre el papel de los medios comunitarios en la promoción de la cohesión social y el diálogo intercultural de 11 de febrero
2009, que "reconoce los medios comunitarios como un sector de los medios de comunicación distintos, además de un servicio público y los medios comerciales y privados, y hace hincapié en la necesidad de considerar cómo adaptar los marcos jurídicos nacionales que permitan el reconocimiento y el desarrollo de los medios comunitarios y el correcto desempeño de sus funciones sociales "

• El seminario sobre el marco jurídico para la libertad de los medios de la OSCE, de 14 de mayo de 2013, que pone de relieve la necesidad de reconocimiento de las tres áreas de la comunicación

• El documento de 40 principios para garantizar la diversidad y el pluralismo en los servicios de comunicación audiovisual adoptada por la AMARC en 2010, que establecieron los marcos económicos y políticos para el desarrollo de las radios libres autónomo y sostenible.

En Mientras:

Cinco años después de la resolución del Parlamento Europeo, la situación sobre el terreno se ha agravado: negligencia y / o intereses partidistas gobiernos han permitido que la apropiación de las nuevas tecnologías por parte de los intereses empresariales, el aumento de la concentración de medios y limitar la presencia de los medios de comunicación sin fines de lucro. Por otra parte, el exceso de regulación provocó el cierre de muchas radios comunitarias en Europa.

Asturias, una región en el norte de España, las radios comunitarias están amenazados con multas de hasta 500.000 euros. En el País Vasco, la primera
Convocatoria de solicitudes de nuevas licencias desde 1986 se ha centrado en los intereses políticos y comerciales a expensas del derecho fundamental de los ciudadanos a comunicarse.

En descubrimiento en cuestión:

– que les gouvernements nationaux dans leurs actions ne respectent pas les normes internationales sur la liberté d’expression et le pluralisme, malgré les grands progrès au niveau institutionnel européen et la reconnaissance du rôle et de la valeur des médias associatifs dans l’expression du pluralisme et de la diversité sociale dans la sphère des médias,

Llamada a la solidaridad entre los medios comunitarios a nivel local, nacional e internacional para resistir los cierres, las amenazas y la discriminación contra el tercer sector y la adopción de la Carta Europea de las radios comunitarias por todos los miembros de AMARC.

Los participantes preguntar:

1. A los Estados europeos hacer un seguimiento de las recomendaciones y resoluciones de la Europea y las instituciones internacionales sobre la radiodifusión comunitaria.

2. Garantizar el acceso de los medios comunitarios a todas las plataformas de distribución disponibles, por lo que la transición de la tecnología analógica a la digital se convierte en una oportunidad para un mayor pluralismo en vez de más concentración de medios.

3. Que las instituciones europeas reconocen que la cultura y la innovación tecnológica son bienes públicos y su distribución no deben estar limitados por intereses comerciales.

4. Garantizar la existencia de autoridades reguladoras independientes.

5. Establecer mecanismos de consulta entre los medios comunitarios, políticos y reguladores para facilitar la participación de las organizaciones del tercer sector en el desarrollo de políticas y regulaciones equitativas.

6. Respetar y apoyar la diversidad cultural y lingüística a través de medios de comunicación libres y la comunidad.

Sin título-1

DECLARACIÓN DE MONTPELLIER

MONTPELLIER, FRANCIA, 18 DE MAYO DE 2013

Reunidos en Montpellier, Francia, en el marco del III Encuentro Paneuropeo de AMARC, cerca de 100 representantes de medios comunitarios de más de 25 países europeos, convocados para celebrar la transversalidad de las radios comunitarias y:

Considerando lo siguiente:

– La Carta Europea para las Radios Comunitarias, adoptada en la conferencia constitutiva de AMARC-Europa en Eslovenia en 1994

-La Resolución del Parlamento Europeo del 25 de septiembre del 2008 que “llama a los estados miembros a apoyar más activamente a los medios comunitarios para asegurar el pluralismo mediático”.

-La Declaración del Comité de Ministros del Consejo de Europa sobre el papel de los Medios Comunitarios en la Promoción de la cohesión social y el diálogo intercultural del 11 Febrero del 2009 que “reconoce los medios comunitarios como un sector de los medios de comunicación, junto al sector público y los medios comerciales privados y, a este respecto, destaca la necesidad de examinar la cuestión de cómo adaptar los marcos legales que permitan el reconocimiento y el desarrollo de los medios comunitarios y el buen desempeño de sus funciones sociales”.

-Las conclusiones del seminario de Dimensión Humana del Marco Legal de la Libertad de los Medios de la OSCE del 14 Mayo del 2013, que vuelve a incidir en la equiparación de los tres sectores de la comunicación.

-El documento 40 principios para garantizar la diversidad y el pluralismo en la radiodifusión y los servicios de comunicación audiovisual adoptado por AMARC en 2010, que establece los marcos políticos y económicos mínimos para el establecimiento de radios comunitarias independientes y sostenibles.

Considerando lo siguiente:

Que cinco años después de la Resolución del Parlamento Europeo la situación ha empeorado. La desidia o los intereses partidistas de los gobiernos ha facilitado que intereses comerciales se estén apropiando de las nuevas tecnologías y ello se traduce en una concentración de los medios de comunicación, limitando la presencia de los medios de comunicación sin ánimo de lucro, mientras que la implementación de regulaciones excesivas han causado el cierre de radios comunitarias en Europa.

En Asturias, una región situada en el norte de España, se amenaza a las radios comunitarias con multas de hasta 500.000 euros. Y, en Euskal Herria, en la primera convocatoria de solicitudes de licencias desde 1986, se favorecieron intereses políticos y comerciales por encima del derecho fundamental a la comunicación de la ciudadanía, que obstaculizaron el acceso de las radios comunitarias. En la parte flamenca de Bélgica, el sector de la radio comunitaria no tiene ningún reconocimiento oficial. Lo mismo sucede en Finlandia. En Suecia se está privatizando y comercializando las frecuencias reservadas para radios comunitarias. En Hungría la nueva regulación audiovisual obliga a las radios a proporcionar regularmente información detallada sobre la emisión de contenidos musicales (hora, autor, año de edición, duración… y así hasta 13 datos) que genera dificultades incluso a medios de comunicación con amplios recursos administrativos. En Grecia, las estaciones de radio con fuertes vínculos con los movimientos sociales son un objetivo de la represión gubernamental, con el cierre de dos de ellas en las últimas semanas.

Expresando su preocupación por que a pesar de los grandes avances a nivel institucional europeo y el reconocimiento de la función y valor de los medios comunitarios en la expresión del pluralismo y diversidad social en la esfera mediática, los gobiernos nacionales no reflejan en sus actuaciones el respeto a las normas internacionales en materia de libertad de expresión y el pluralismo

Y por ello, llamamos a la solidaridad local, nacional e internacional entre proyectos de comunicación comunitaria frente a los cierres de proyectos radiofónicos, situaciones de riesgo y la discriminación contra el Tercer Sector en contextos nacionales e internacionales y a la adopción de la Carta de AMARC Europa por todos nuestros miembros.

Solicitamos:

  1. Que los Estados europeos cumplan en todo momento con lo que marcan las recomendaciones y declaraciones europeas e internacionales en materia de radiodifusión comunitaria.

  2. Que se garantice el acceso de los medios comunitarios a todas las tecnologías de radiodifusión disponibles de forma no excluyente, de manera que la migración del analógico al digital suponga una oportunidad para más pluralismo en los medios, y no para la concentración empresarial.

  3. Que los organismos europeos reconozcan que la distribución de la cultura y de las innovaciones tecnológicas, al ser bienes públicos, no deben ser condicionadas por intereses de carácter comercial.

  4. Que se garantice la existencia de organismos reguladores independientes.

  5. Que se establezcan mecanismos consultativos entre los medios comunitarios y los responsables políticos y los organismos reguladores que faciliten la participación de las organizaciones del tercer sector en la elaboración de políticas y regulaciones justas.

  6. Que se respete y apoye la diversidad cultural y lingüística de los medios comunitarios, libres y asociativos.